Blog

Tres razones por las que detrás de una gran emprendedora hay un/a gran mentor/a

Hay un dicho que dice “Detrás de un gran hombre, hay una gran mujer” y sin duda detrás de una gran emprendedora hay un/a gran mentor/a. Una de las formas más efectivas para desarrollar y hacer crecer una empresa es precisamente buscando el consejo de un mentor o mentora que ha vivido lo bueno, lo malo y lo feo de la vida empresarial y que está dispuesto a compartir su conocimiento con emprendedoras menos experimentadas para hacer más fácilsu experiencia empresarial.

A través de una relación personal, la mentoría permite a un/a empresario/a exitoso/a compartir su experiencia adquirida en un área en particular con otra emprendedora menos experimentada quien se beneficia de conocimientos que le permiten tomar decisiones mejor informadas y así detonar el crecimiento de su empresa.

Los beneficios de las mentorías son muchos pero para asegurarte que ésta te dé los mayores rendimientos a tu inversión de tiempo es preciso que sepas qué estás buscando obtener de ella. Entrar en una relación de mentoría sin saber qué quieres puede resultar no sólo en una pérdida de tu tiempo y el de tu mentor/a sino también en quemar un cartucho que eventualmente podría hacerte la diferencia en el desarrollo de tu empresa. Asimismo, no todos los mentores pueden funcionar igualmente bien para todas las emprendedoras y es recomendable acercarse a diversos mentores que te puedan ofrecer su experiencia en las diferentes etapas del desarrollo de la empresa.

A continuación te decimos cómo una mentoría puede ayudarte a desarrollar y detonar tu empresa.

1. Espacio de reflexión

Una mentoría permite verbalizar un problema, identificar sus raíces, detectar opciones y definir líneas de acción pues nos ofrece un espacio para reflexionar. El dialogar con un/a mentor/a ayuda a tomar perspectiva y dimensionar el tema lo que permite tomar mejores decisiones. Este espacio no sólo te permitirá reflexionar sino también te dará la oportunidad de disipar dudas y ser franca sin temor a enfrentarte a juicios o críticas de ningún tipo.

Tip: Antes de involucrarte en un proceso de mentoría identifica qué área quieres trabajar y enfoca tu trabajo de mentoría en ella.

2. Acompañamiento

Todos sabemos que el camino de la emprendedora puede llegar a ser muy solitario. Contar con un/a mentor/a es tener el apoyo de alguien que está a tu lado y te acompaña en el proceso de establecer y desarrollar tu empresa, sobre todo en los momentos de decisión claves, y quien te hace reflexionar para encontrar tus propias respuestas considerando tus objetivos y posibilidades. Un/a mentor/a no te va a dar la solución a tus problemas ni te va a decir qué camino tomar; no es un psicólogo ni un coach de negocios pero si te va a ayudar a que tú encuentres tus propias respuestas. Al final, la responsabilidad de las decisiones serán sólo tuyas pero estarán mejor informadas.

Tip: Identifica qué tipo de mentor podría acompañarte para atender el tema que quieres trabajar.

3. Desarrollar una red de contactos y apoyo

Un/a mentor/a nunca lo sabrá todo ni podrá orientarte sobre todos y cada uno de los aspectos que quisieras conocer pero si puede compartir contigo su red de contactos con quienes te puede acercar para que tengas acceso a personas experimentadas que están dispuestas a compartir contigo su conocimiento en temas específicos. Ello te facilitará el camino y te dará una poderosa herramienta para el crecimiento de tu empresa.

Tip: Identifica a quién te serviría conocer para hacer crecer tu empresa y no dudes en pedirle a tu mentor/a que te ayude a contactarla, si no la conoce habrá algún tercero en su red de contactos que si te lo pueda facilitar.

Es muy común que lo urgente nos consuma nuestro tiempo y que pensemos que no podemos hacer un espacio en nuestra agenda para trabajar con un/a mentor/a. Ya sea una mentoría de una sesión o de un periodo más largo, lo ideal es que el crecimiento de una empresa vaya acompañado de un proceso de mentoría pues con ello podrás reducir riesgos y costos innecesarios. El contar con acceso a la experiencia vivida por otro empresario no sólo te permitirá estar mejor preparada e informada para tomar decisiones sino que te puede evitar cometer errores costosos.

El involucrarte en las sesiones de mentoría que te ofrece WeXchange puede ser la mejor decisión empresarial que puedas tomar pues te abrirá una visión que no podrás encontrar en los libros, en Internet y te permitirá enriquecerte de manera personaly profesional.